Etiquetas

, , , ,

Caigo con aflicción en la cuenta de cómo de desolado tengo este blog. Aunque no me sirva de excusa, me alivia pensar que se debe a que estoy dando los últimos retoques al borrador definitivo de una novelita que ando escribiendo. Luego vendrá la fase de darle lustre y esplendor.

Me pesa no habestilograficaer obtenido tiempo suficiente para plasmar la multitud de reflexiones que a diario se me pasan por la cabeza. También tengo absolutamente dejado a mi amigo Lisardo, y no quiere ni imaginarme las lindezas que saldrán por su boca así que me ponga a darle voz.

Prometo resarcirme pronto…