Etiquetas

, , , ,

Día ciento ochenta y cuatro del año nuevo.

Bob Woodward y Carl Bernstein fueron dos periodistas del Washington Post que en 1974 publicaron de forma novelada sus investigaciones del famoso caso Watergate, que acabaría con la caída del presidente de los EEUU . Titularon al libro All the President’s
Men, y
vería la luz antes de la renuncia de Nixon.

Dos años después se entrenó la versión cinematográfica de All the President’s Men -título traducido al español como Todos los hombres del presidente-, dirigida por Alan J. Pacula y protagonizada en sus papeles principales por Robert Redford, como Woodward, y por Dustin Hoffman como Bernstein. La dimisión de Nixon no aparecía en la novela y en la película lo hace al final, a modo de postreros titulares.

En 1972, durante la precampaña de las elecciones en las que Nixon fue reelegido presidente de los EEUU, se produce el asalto a la sede Demócrata del rival político de aquél. Se quiso enterrar con artimañas y presiones lo que allí pasó -el juego sucio entre partidos, protagonizado en esta ocasión por los Republicanos-, pero la tenacidad de dos periodistas consiguió lo que jamás antes había ocurrido: la caída de un presidente norteamericano.

Una película digna de ver, a pesar del tiempo transcurrido. No deja de ser delicioso ver cómo se trabajaba cuando no había ordenadores y se escribía a máquina, cuando se tomaban notas a mano alzada, no existían los móviles y cuando los diarios físicos tenían una gran tirada. Y cuando la prensa era seria.